Blog

Infografía: cómo afecta el calor a los medicamentos

Esta semana se ha vuelto a activar la alerta por calor en varias comunidades autónomas de España. Aparte de tomar las correspondientes medidas contra los posibles golpes de calor, es necesario tener algunas precauciones en la conservación de los medicamentos, tal y como os comentábamos hace algunas semanas en un anterior artículo. Nos gustaría hoy profundizar un poco más en las buenas prácticas a la hora de conservar medicinas, y cómo el calor puede afectar a estas.

En la infografía que os presentamos, tomada del Consejo Andaluz de Colegios Oficiales de Farmacéuticos, se hace un excelente resumen de los hábitos que debemos desarrollar a la hora de conservar adecuadamente las medicinas en nuestro domicilio. Lo primero que debemos hacer es leer atentamente el prospecto del medicamento que hemos adquirido, documento que nos aclarará las condiciones en la que debe conservarse el mismo.

Dentro del conjunto de medicamentos y diferentes especialidades y formas farmacéuticas, podemos encontrarnos varias necesidades de conservación. A este respecto, hay medicinas que deben ser almacenadas en la nevera entre 2 y 6 grados centígrados, como es el caso de las vacunas. Por otro lado, hay medicamentos que pueden conservarse por debajo de los 25º, lo que en la práctica supone almacenarlos en un armario bien ventilado, y otros que solo necesitan estar a temperatura ambiente, pudiendo soportar temperaturas de 40º hasta 6 meses.

En último lugar, es necesario tener un cuidado especial con fórmulas farmacéuticas especiales, como las pomadas, óvulos o cremas, que son especialmente sensibles a las altas temperaturas. En caso de que veamos un cambio en su aspecto, debemos desecharlas de inmediato. En la infografía que os ofrecemos debajo de estas líneas podéis ampliar la información, y no olvidéis que vuestro farmacéutico es quien mejor puede asesoraros en caso de alguna duda.

 

Deja un comentario