Blog

receta medica electronica

¿Cómo funciona una receta electrónica?

Como ya sabéis, desde hace varios años se viene implantando de forma progresiva en nuestro país la receta electrónica. Ya son muchas las comunidades autónomas que disponen de dicho servicio, que supone la agilización de diversos trámites que afectan tanto a médicos como a farmacéuticos y oficinas de farmacia. Pero ¿cuáles son las características y el funcionamiento de la receta electrónica?

La receta médica electrónica es un procedimiento tecnológico que permite desarrollar las funciones profesionales sobre las que se produce la prescripción de medicamentos de manera automatizada, de manera que las órdenes de tratamiento se almacenan en un repositorio de datos al cual se accede desde el punto de dispensación para su entrega al paciente.

receta medica electronicaEs importante recordar que, además de la optimización del tiempo y la agilización de procedimientos que se consigue con este tipo de receta, uno de los objetivos más importantes que se plantea el Ministerio de Sanidad es la total interoperabilidad de estos sistemas en todo el territorio nacional. Esto es, que cualquier persona, independientemente de la comunidad autónoma en la que resida, pueda acceder al sistema si se encuentra fuera de la misma. Según los datos del Ministerio de Sanidad, Asuntos Sociales e Igualdad, este objetivo pretende ser alcanzado en diciembre de 2016, aunque algunas CCAA, como Canarias y Extremadura, ya cuentan con sistemas totalmente interoperables.

Aunque dependiendo de la comunidad autónoma el sistema de receta médica electrónica puede variar en algunos puntos, el funcionamiento de la misma sigue un patrón común

• El paciente se identifica con su tarjeta sanitaria y el médico se identifica y acredita electrónicamente.
• La prescripción se realiza contra un Nomenclátor (el oficial del SNS o una adaptación del mismo)
• La prescripción médica se registra automáticamente en la historia clínica electrónica del paciente
• Las recetas se generan de forma electrónica, y se validan automáticamente con la firma electrónica del facultativo, almacenándose en una Base de Datos de prescripción.
• El médico imprime el volante de instrucciones del paciente, en soporte papel.
• La oficina de farmacia realiza la identificación automática del paciente y sus datos a través de la tarjeta sanitaria, y accede a una o varias prescripciones pendientes de dispensar.
• Se registra automáticamente la dispensación de la oficina de farmacia a través de la firma electrónica del farmacéutico, así como las sustituciones, si fueran realizadas.

Fuente: Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.

 

Deja un comentario