Blog

Infografía: el futuro del e-learning en salud

La irrupción de las nuevas tecnologías de la comunicación han permitido que el e-learning se haya convertido en una realidad plenamente asentada. Este tipo de aprendizaje sustituye la interacción personal en el aula del profesor y alumno, como medio preferente de enseñanza, por la acción sistemática y conjunta de diversos recursos didácticos y el apoyo de una organización tutorial, que proporcionan el aprendizaje autónomo de los estudiantes. En la infografía que hoy os ponemos a vuestra disposición se analizan las implicaciones del e-learning en el sector de la salud.

La imagen, que contiene datos recientes de Estados Unidos, nos ofrece mucha información acerca de la evolución de e-learning en el sector de salud de ese país. En todo caso, nos ha llamado la atención un apartado de la infografía en donde se mencionan siete elementos imprescindibles que todo profesional sanitario debería esperar de una buena formación e-learning:

1. Recreación virtual del aula. La aplicación de e-learning debe ser capaz de recrear las condiciones, ventajas y posibilidad de interacción que nos ofrece un aula tradicional.

2. Calendarios flexibles. Debido a la habitual carga de trabajo del personal sanitario, se hace necesario que los horarios del curso se acomoden completamente su agenda, permitiendo de esta manera que la dedicación profesional y el proceso de aprendizaje no interfieran entre ellos.

3. Racionalización del tiempo: un profesor de cursos de e-learning debe ser capaz de abordar más cursos que en la modalidad offline.

4. Distribución del trabajo: una buena plataforma online debe permitir en todo momento la gestión del curso en múltiples localizaciones geográficas.

5. Herramientas de evaluación potentes. Contar con un sistema de evaluación es imprescindible para valorar la metodología empleada y la correcta adquisición de conocimientos por parte de alumno.

6. Entorno de aprendizaje con buena usabilidad. Se necesita un entorno amigable, con el objetivo de que al alumno le resulte sencillo el proceso de enseñanza-aprendizaje.

7. Bajo coste del servicio. Una plataforma de teleformación no debe suponer un excesivo coste añadido a la institución que la contrate o al alumno que quiera disfrutar de ella.

A continuación, tenéis la la infografía completa en la que se ofrecen muchos más datos de interés sobre el e-learning en el sector de la salud.

e-learning sector salud

Deja un comentario