Blog

El papel de los genéricos en la Farmacia Hospitalaria

“Los medicamentos genéricos siempre han sido un aliado para la Farmacia Hospitalaria”

Entrevistamos a Olga Delgado, presidenta de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) que analiza el papel de los medicamentos genéricos en el suministro y disponibilidad de fármacos en los hospitales durante esta pandemia.

La Farmacia Hospitalaria es una especialidad farmacéutica que gestiona tanto las necesidades de atención farmacéutica como los medicamentos que se utilizan en los hospitales.

Los farmacéuticos que trabajan en los centros hospitalarios se encargan de seleccionar, preparar, almacenar y dispensar los medicamentos y productos sanitarios que se usan en la actividad asistencial, asesorando tanto a profesionales sanitarios como a pacientes para lograr un uso seguro y eficaz de los mismos.

Desde ‘En Genérico’ hemos querido conversar con la presidenta de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) Olga Delgado, para conocer cómo ha sido el trabajo de estos profesionales durante la pandemia por COVID-19, cuáles son los retos de esta sociedad científica y qué lugar ocupan en la Farmacia Hospitalaria los medicamentos genéricos.

¿Cómo afrontan 2021 y qué retos se plantean?

Los retos en cuanto a estrategias profesionales siguen siendo los mismos que antes de la pandemia pero quizás las formas en las que los abordaremos son diferentes. Ahora tenemos que implicarnos más en el uso de vías telemáticas para la atención a los pacientes y en ser capaces de modificar procesos que la crisis sanitaria nos ha exigido. Son cuestiones que habrá que mantener en el tiempo.

Asimismo, hay que profundizar en el desarrollo de la Telefarmacia, trabajar más con la continuidad asistencial con los profesionales de Atención Primaria y de la Farmacia Comunitaria. También, habrá que estudiar cómo acercar los tratamientos a los pacientes y cómo mejorarlos.

Recientemente se ha publicado la estrategia europea de las agencias reguladoras de medicamentos que establece sus prioridades para los próximos cinco años, entre ellas, el garantizar el suministro de los medicamentos y su accesibilidad en los sistemas sanitarios de la Unión Europea. ¿Cuán importante son estos objetivos?

Al comienzo de la pandemia, allá por el mes de marzo de 2020, en los servicios de Farmacia Hospitalaria nos hemos visto con el suministro bastante comprometido en medicamentos esenciales. Ahora mismo, en el caso de las vacunas de la COVID-19, se podría realizar una administración más rápida si hubiese un buen suministro de las mismas, porque está siendo un factor limitante para no vacunar en este momento.

Si a esto se suman, los problemas de suministros que ya hay de manera crónica en medicamentos que igual son poco importantes económicamente pero con esta pandemia se ha puesto mucho más de manifiesto lo que supone la falta de fármacos. Creo que debemos trabajar en esta línea, desarrollando planes de contingencia y de crisis que deben ir más allá de esta situación sanitaria en la que estamos inmersos, porque podemos encontrarnos con falta de suministro en el día a día.

¿Considera que los medicamentos genéricos han contribuido a garantizar los suministros de la Farmacia Hospitalaria durante esta pandemia?

Efectivamente, han conseguido dar respuesta. Para la Farmacia Hospitalaria el medicamento genérico siempre ha sido un aliado, hemos apostado en todo momento por su utilización en los hospitales de manera prioritaria.

Tener producción de medicamentos genéricos en nuestro país y capacidad de reacción en situaciones de desabastecimientos como las sufridas en esta pandemia ha sido muy importante, por eso, las compañías de medicamentos genéricos nos aportan un valor enorme. Se ha trabajado aumentando las líneas de producción de determinados fármacos para garantizar el suministro y eso ha sido una gran ayuda para los centros hospitalarios.

 “El valor que el medicamento genérico ofrece para nuestro país va más allá de la bajada de los costes de las medicinas”

El valor que el medicamento genérico ofrece para nuestro país va más allá de la bajada de los costes de las medicinas, es contar con laboratorios farmacéuticos que producen aquí y que facilitan la capacidad de reacción ante cualquier adversidad. Durante esta pandemia han sido una solución importante para asegurar el acceso a los medicamentos.

Entrevistamos a Olga Delgado

Olga Delgado. Foto cortesía de SEFH.

En la Farmacia Hospitalaria, ¿existe algún debate sobre la dispensación de medicamentos genéricos? Si deben o no tener prioridad frente a los fármacos de marca.

 No se ha dado nunca. Los profesionales de la medicación que se utiliza en el hospital están centralizados en la Farmacia Hospitalaria y esta pugna se dirime en otros ámbitos que no es su uso sino la capacidad de gestión que tienes con un medicamento u otro.

En el medio hospitalario no procede, a nosotros nos interesa poder ofrecer el tratamiento que el paciente necesita en ese momento, por eso para nosotros lo principal es el stock y dar acceso a los fármacos en cuestión.

En todo momento, hemos estado muy pendientes de cómo se utilizaban los medicamentos pero en esta pandemia lo que nos hemos dado cuenta es que podemos encontrarnos con desabastecimientos.

Cuando ves que no hay stock, ves la importancia que supone poder garantizar el suministro por parte de la industria farmacéutica y lograr gestionar la escasez de determinados fármacos en un momento crítico. Las agencias reguladoras, las compañías farmacéuticas e incluso nosotros mismos como profesionales de la Farmacia Hospitalaria hemos tenido un papel importante para mantener la disponibilidad de los tratamientos.

La pandemia por COVID-19 obliga a modificar la estrategia farmacéutica tanto a nivel europeo como nacional. ¿Cuál es la hoja de ruta que la SEFH considera necesaria para los próximos años?

La colaboración de la Farmacia Hospitalaria con todos los servicios clínicos es muy necesaria, ayudando con su voz en todo lo posible y abordando tanto la selección de los medicamentos de uso hospitalario, poner a disposición de los pacientes todos los tratamientos disponibles, garantizar un uso seguro de los mismos y también su disponibilidad.

Esta crisis sanitaria nos ha enseñado la necesidad de agilizar los procesos de toma de decisiones. Hay que hacer las cosas rápido, no podemos estar planificando eternamente y es fundamental tomar decisiones de manera ágil, pese a que tenemos que lidiar con mucha burocracia y quizás en este ámbito habría que trabajar con las administraciones de cara al futuro.


¿Te gustó este artículo? ¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

Deja un comentario

¡No te pierdas nada!

Suscríbete para estar al día de la actualidad sobre medicamentos genéricos.

SUSCRIBIRSE